top of page
  • Jorge Martínez Cedillo

¿A quiénes beneficia la prohibición del Glifosato en México?

Por: Jorge Martínez Cedillo

Los beneficiados por la prohibición del glifosato en México, ya se están viendo:

 

 Importadores de Granos a México: Han incrementado sus

importaciones  desde la sustitución gradual del uso, enajenación,

distribución, promoción e importación de glifosato, culminando con su

total prohibición a partir del primero de abril del 2024.


Productores de granos en Estados Unidos: Han aumentado sus

exportaciones a México desde la implementación de la prohibición del

glifosato.

 

¿A quiénes perjudicaría?

 

Productores Agrícolas Mexicanos: Se enfrentan a una pérdida de

competitividad debido al incremento de costos y a la reducción en la

producción.

A México: Nuestro país enfrenta un mayor gasto de divisas para

importar granos, una disminución en la productividad y un aumento en

el precio de la tortilla, efectos que ya están ocurriendo.

 

El glifosato es el herbicida más utilizado en la agricultura moderna,

caracterizado por ser sistémico, postemergente y de amplio espectro. Debido

a su eficiencia y bajo costo, es esencial para controlar malezas que reducen la

productividad agrícola.





Aspectos relacionados con la Salud:


En 2015, la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC)

clasificó al glifosato como probablemente cancerígeno para los humanos”

(Grupo 2A); una categoría que incluye: tomar bebidas muy calientes,

consumir carne roja o el oficio de peluquero.


Hay que subrayar que la IARC no realiza investigaciones propias, basó su clasificación en ocho estudios, que se consideraron no concluyentes. Por otro lado, la Agencia de Protección

Ambiental de los Estados Unidos (EPA) analizó 15 estudios y determinó que

los hallazgos de la IARC no eran concluyentes.

 

La Organización Mundial de la Salud (OMS), de la cual es parte la IARC, en

coordinación con la FAO, declaró que poco probable que el glifosato sea

un riesgo carcinógeno para los seres humanos a través de la dieta. En línea

con esta postura, el Ministerio de Salud de Canadá afirmó que ninguna

autoridad reguladora de pesticidas en el mundo considera que el glifosato

represente un riesgo de cáncer para los humanos en los niveles a los que los

humanos están actualmente expuestos”.


En 2020, la EPA reiteró su posición, declarando que no hay riesgos de

preocupación para la salud humana cuando el glifosato se usa según su

etiqueta actual y que es poco probable que el glifosato sea un carcinógeno

para los humanos.


El 16 de noviembre del año pasado, la Comisión Europea renovó la

autorización para el uso del glifosato en Europa por otros 10 años, tras

confirmar que no hay preocupaciones extremas que impidan su renovación.

Esta decisión se basó en evaluaciones exhaustivas realizadas por la Autoridad

Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) y la Agencia Europea de Sustancias

y Mezclas Químicas (ECHA).


Otras agencias sanitarias y reguladoras de plaguicidas en países como Brasil,

Nueva Zelanda, Australia, Argentina, Alemania, Corea y Japón, así como en el

resto de Asia, Europa, América, África y Oceanía, han avalado la seguridad del

glifosato dentro de sus normativas vigentes.



De concretarse la prohibición del glifosato a partir del 1 de abril de este año,

los más afectados serían los productores agrícolas mexicanos, de todos los

tamaños, quienes tendrían que recurrir a alternativas menos eficientes y más

costosas, lo que conllevaría a una pérdida de productividad y competitividad.


Aunque como mexicanos valoramos la preocupación de las autoridades por

nuestra salud, la cancelación o prohibición del uso del glifosato, de acuerdo

con las principales agencias sanitarias internacionales, no implicaría una

mejora en la salud de los mexicanos. Sin embargo, esta medida afectaría

negativamente la productividad y competitividad de nuestros productores

agrícolas.

115 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page